Loading...
Nacionales

Departamento del Tesoro de EEUU tras Lacava y sus testaferros en Miami

Loading...

Para nadie es un secreto que el gobernador del estado Carabobo, Rafael Lacava, ocultó fondos en Suiza y Andorra, un país entre España y Francia blindado hasta el pasado año por el secreto bancario.

Lacava y su lista de sus testaferros y socios estarían siendo objeto una dura investigación por parte de las autoridades americanas y en los próximos días podrían revelar nombres y empresas sancionadas por vínculos con el régimen de Nicolás Maduro por sobornos, narcotrafico y lavado de dinero, lo que hace que los enchufados como se les conoce tiemblen pues tendrán que salir de Estados Unidos y dejar muchos de sus privilegios.

El dirigente, que pertenece al Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), la formación de Nicolás Maduro manejaba en mayo de 2009 una cuenta en la Banca Privada d’Andorra (BPA), según la documentación de esta institución financiera a la que ha tenido acceso EL PAÍS.

De origen italiano, Rafael Lacava desembarcó como gobernador de Carabobo en octubre de 2017. Antes, este economista con tablas de presentador de televisión se fogueó en la cosa pública como parlamentario, embajador de Venezuela en Italia y alcalde de Puerto Cabello (2008-2016).
El dirigente participó en 2009 en una sicav en el país helvético

El representante de Carabobo, que es el tercer Estado más poblado de Venezuela con 2,2 millones de habitantes, participó en 2009 en Suiza en una Sociedad de Inversión de Capital Variable (SICAV), un instrumento al que recurren las grandes fortunas para pagar menos impuestos, según la BPA.

A través del banco de Andorra, el mandatario intentó mover en 2009 los honorarios que cobró presuntamente de una empresa por supuestos “servicios de intermediación” por la construcción de una refinería de petróleo, según la entidad financiera.

Los informes de la BPA, que no precisan la suma que transfirió Lacava en estas operaciones, fueron redactados cuando el político era alcalde de Puerto Cabello, un municipio de 200.000 habitantes donde se encuentra el puerto más importante de Venezuela.

Acta interna de la Banca Privada d'Andorra (BPA), fechada el 29 de mayo de 2009, que menciona la vinculación entre la firma Iberoamerica Assets Corporation y el gobernador de Carabobo, Rafael Lacava.
Acta interna de la Banca Privada d’Andorra (BPA), fechada el 29 de mayo de 2009, que menciona la vinculación entre la firma Iberoamerica Assets Corporation y el gobernador de Carabobo, Rafael Lacava.

Para camuflar el rastro del dinero, según el banco, el mandatario recurrió a una alambicada estructura mercantil: colocó tras su cuenta de Andorra una sociedad (Iberoamerica Assets Corporation) y, tras ella, un testaferro.

Loading...

 

Lacava y Maduro hablan sobre la empresa del Oro de Carabobo. TWITTER DE RAFAEL LACAVA

 

Visita al testaferro en Milán

Los empleados de la BPA mostraron al testaferro de Lacava su negativa a que la cuenta de Andorra se convirtiera en un “puente” para mover el dinero entre Venezuela y Suiza.

“En la reunión explicamos al cliente que no permitiríamos una cuenta puente y que, además de conocer al beneficiario final, necesitamos información sobre las operaciones”, zanjaron los agentes de la institución financiera. El acta del banco, fechada el 29 de mayo de 2009, añade también la decisión de mantener entre un 30 y un 50 por ciento de los fondos en BPA.

La estructura off shore de Lacava incluyó cuatro empresas que canalizaron el dinero que llegó a Suiza, según el banco. El circuito del entramado arrancaba en la sociedad South Greece, seguía con On Time Overseas, continuaba con Hadar Management. Y terminaba en Iberoamerica Assets Consulting, según la BPA.

El acta de la entidad financiera recoge la resistencia inicial de G. B., representante de la sociedad Iberoamérica, la última del circuito, a revelar la identidad del propietario de la cuenta al entender que el gestor del banco Antonio Salvador ya la conocía. Salvador fue uno de los principales empleados y captadores de clientes de la institución andorrana en Caracas.

Este periódico ha intentado reiteradamente y sin éxito recabar la opinión de Rafael Lacava.

Por otra parte, la firma que -según el banco- abonó el dinero a Lacava por su supuesta intermediación para levantar una refinería coincide con el nombre de una empresa radicada en Carabobo, International Procurement Services. Esta compañía rechaza su implicación en el caso. “Ni siquiera conocemos al señor Lacava. No hemos tenido trato con él. No estamos relacionados con ningún negocio suyo. No le hemos pagado nunca por nada. Ni siquiera para que se compre un café”, indica por teléfono su responsable, Rubén Castrillo.

El directivo añade: “Se ha utilizado el nombre de nuestra compañía. Nunca hemos pagado a nadie. Vamos a llegar hasta dónde haga falta para defender la imagen de nuestra empresa».

Según esta firma: “El nombre exacto de nuestra compañía es International Procurement Services, IPS, C.A., tal y como consta en el registro mercantil del Estado de Carabobo, y no International Procurement Services […]. Ambos nombres no coinciden”. Y añade: “Además, en el acta interna de la BPA no se indica la nacionalidad de la sociedad denominada International Procurement Services».

[email protected]

Loading...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

//graizoah.com/afu.php?zoneid=2698158